https://www.facebook.com/ifeltloveshop?fref=ts

Este blog nació sin ninguna pretensión, animada por amigos y conocidos. Me lo hizo en Diciembre de 2008 Eloy, un amigo de mi hermano Nacho.

Como ya vamos a cumplir seis años en unos días, pensé celebrarlo encargándole a María de I felt love, el dibujo de la cabecera.

Es un homenaje a la cocina de carbón de mis abuelos, a Blossom la perra de mi hermano Nacho, que comía todo lo que pillaba en la encimera y me echaban a mí la culpa hasta que un día comió calamares en su tinta y dejó las huellas por toda la cocina y entre que todo el mundo sabe que en mi vida probé un calamar en su tinta y que dejó la prueba del delito ya se creyeron que los otros robos no los había perpetrado yo.

Todas las recetas que hay publicadas las puede hacer cualquiera, si las hago yo, le salen a prácticamente todo el mundo.

Quiero daros las gracias a mis seguidores, a los que ponéis comentarios y a la gente que como Pedro el marido de mi amiga Rosa, cree que cocinando hago un bien a la humanidad.

Espero que os guste el cambio y seguís siendo bienvenidos a mi casa.

Seguidores

miércoles, 21 de agosto de 2013

SARDINES A LA VIXIGONA (SARDINAS A LA SAL)









Aquí en Asturias se comen muhcas sardinas, a la plancha, a la vixigona (a la sal)....  Personalmente no me gusta casi ningún pescado y por lo tanto tampoco me gusta cocinarlo, me molesta hasta el olor, pero las sardinas en particular, las detesto porque dan un pestazo que me revuelve el estómago, pero al costillo le gustan, y ya sabéis, dicen que  a los hombres se les conquista por el estómago. En verano en los chigres que hay al lado del puerto se sirven mucho y cuando voy dando un paseo en un día soleado el olor que sale de las sardinas a la plancha me estropea el momento.
Esta es una receta muy fácil y a los que les gusta el pescado dicen que está muy rica. Cuando yo era pequeña mi madre usaba una sal gorda y húmeda que vendían en las tiendas, ahora no la encuentro, pero hay una especial para horno.


- Sardinas
- Sal gorda o de la especial para horno

Se cubre el fondo de una fuente con sal, como de un dedo de grosor, encima se colocan las sardinas con cabeza y tripas, vamos, enteritas. Se tapan con otra capa de sal y se meten en el horno a 180ºC durante 20 minutos. Se rompe la capa de sal y se sirven inmediatamente.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada